martes, 6 de octubre de 2015

Nomenclatura y Formulación con las novedades de la IUPAC

Las novedades que introduce la IUPAC son muy llamativas y algunas están bastante alejadas de las directrices anteriores, que son las que aún se siguen enseñando a día de hoy en los institutos.
  • Desaparece la nomenclatura sistemática de oxoácidos y oxosales (aquella que daba al ácido sulfúrico el exótico nombre de ácido tetraoxosulfúrico (VI) o tetraoxosulfato (VI) de hidrógeno) y se sustituye por otra que pone su énfasis en la estructura y que considera a los oxoácidos como compuestos de adición en los que los ligandos (OH y O) se unen al átomo central. He aquí un ejemplo:

    H2SO4 = [SO2(OH)2] dihidroxidodioxidoazufre.
¿Y las sales? Pues es Na2CO3 se nombra como trioxidocarbonato de disodio.
Tranquiliza saber que los nombres que casi todo el mundo utiliza: ácido sulfúrico o carbonato de sodio son admitidos como correctos.
  • Se abandonan los nombres de fosfina, arsina y estibina. Ahora pasan a llamarse fosfano, arsano y estibano.
  • La nomenclatura de los óxidos aporta una de las novedades más llamativas, los que hasta ahora se nombraban y formulaban como óxidos de los halógenos dejan de tener esta condición para pasar a nombrarse y formularse como haluros de oxígeno, ya que se postula (ver tabla de electronegatividades en el resumen de las Recomendaciones) que los halógenos tienen una electronegatividad superior a la del oxígeno. Lo que hasta ahora se formulaba como Cl2O y nombrábamos como monóxido de dicloro se deberá de escribir como OCl2 (ya que se postula que el cloro es más electronegativo que el oxígeno) y se nombra como dicloruro de oxígeno.
       ¿Qué podemos hacer para estudiar la Formulación y Nomenclatura?
  • Para las combinaciones binarias e hidróxidos se adopta la nomenclatura sistemática como forma para nombrar los compuestos.
  • Seguiremos usando la nomenclatura de Stock, pero en algunas sustancias no es recomendable.
  • Para los oxoácidos y oxosales se recurre a la nomenclatura tradicional (ácido sulfúrico, carbonato de sodio... etc), admitida por la IUPAC, y respecto a la nomenclatura de adición la iremos trabajando a lo largo del curso (sobre todo, al estudiar el Enlace químico), para acostumbramos a ella, ya que requiere unos conocimientos estructurales que nuestros alumnos no poseen.
  • Se adoptan los nombres de fosfano, arsano y estibano, pero haciendo siempre una referencia a sus antiguas denominaciones (fosfina, arsina y estibina).
  • La nomenclatura y formulación de peróxidos, oxoácidos del Cr, Mn y B y la nomenclatura y formulación de sales ácidas es fundamental estudiarla. 

     DOCUMENTACIÓN PARA DESCARGAR:


No hay comentarios:

Publicar un comentario